Propuesta de clase y aprendizaje pedagógico para los estudiantes de nivel superior después de la pandemia | Universidad de Oriente Puebla

Propuesta de clase y aprendizaje pedagógico para los estudiantes de nivel superior después de la pandemia

Home > Blog > Propuesta de clase y aprendizaje pedagógico para los estudiantes de nivel superior después de la pandemia
aprendizaje pedagógico

Introducción

Durante la pandemia de aproximadamente dos años, todos los aprendientes de nivel superior sufrieron de diferentes tipos de emociones, dejaron de tener interacción entre ellos, se aislaron en su casa, todas las relaciones se llevaron en línea, por lo cual perdieron la facultad de interactuar en persona, así también desarrollaron otras cualidades como, el manejo de plataformas e interacción en línea, el contacto  humano quedo rezagado, ahora que el aprendizaje es nuevamente presencial les ha constado mucho volver a confiar, crear lazos nuevamente para una sana convivencia, así como el desarrollo y crecimiento de las amistades que ya tenían y el poder hacer nuevas, se ha puesto mayor atención a las medidas de higiene que tienen hoy en día, al grado de que se ha convertido en una paranoia que evita tener contacto físico.

Palabras clave: Interacción, confianza, emociones, relaciones, contacto físico

¿Cómo se visualiza la educación en los aprendientes a nivel doctoral?

La educación se debe hacer más activa en cuanto a los métodos que comparten al involucrar al aprendiente en tareas tales como el análisis, la síntesis, la evaluación de estrategias y actuar reflexivamente sobre la acción que se desarrolla (Dieter, 2003). Llevando el aprendizaje colaborativo a la expresión más representativa del socio constructivismo educativo (Pascual, 2002). Dando, como principal herramienta el “estado del arte” del desarrollo conceptual de ambos constructos. Para generar y poner a su disposición una amplísima bibliografía, y así guiarlos a darse cuenta de los innumerables aportes y corrientes correspondientes a las diferentes investigaciones que se pueden enriquecer utilizando esta forma de aprendizaje.

El aprendiente debe considerar sólo el “núcleo duro” de cada teoría, remitiéndose exclusivamente a brindar la identidad epistemológica básica de cada una. Esto es así porque la intención es fundamentalmente transversal y conectiva. Así como en cuanto a los procesos, fomentar el aprendizaje vivencial, para que tomando como ejemplo lo que vivieron durante su aislamiento de la pandemia, compartan con sus compañeros sus experiencias, entre todos se ayuden, considerando las consecuencias de los procesos sociales y de interacción, obteniendo como beneficio la construcción de nuevos conocimientos o significados con el aprendizaje colaborativo, desarrollando actitudes y valores.

La educación es para todos, tener el derecho a ella sin excepción alguna de clases sociales, religión, o procedencia. Por ello, se deben impartir clases donde se involucren sentimientos como satisfacción al aprender, respeto, y orgullo de continuar preparándose para ser mejor en calidad de aprendientes y seres humanos, para que se logren mejores oportunidades en la vida laboral.

En cuanto el aprendizaje, debe ser auténtico, en un principio hacer de este un constructo que nos ayude a involucrar información y experiencia, este debe estar basado en investigación con la incorporación total o parcial del método científico, así continuar con un aprendizaje basado en proyectos, favorecer la investigación, tener acceso a la consulta de documentos digitalizados y gratuitos en cualquier plataforma y parte del país. (Alarcon, 2019).

Es prioritario aprender nuevamente a tener una convivencia más sana, crear nuevos lazos, también se recomienda, sobre todo, usar el saber cómo objeto de enseñanza en el contexto de interacción académica y social, alcanzar la interacción de los saberes como base para la información integral y desarrollos significativos, para lograr hacerlos responsables de su propio aprendizaje, para que con ello sean parte de un papel más activo y participativo en su educación.

En cuanto a las Universidades, deben ser independientes y asumir con responsabilidad la descentralización de la educación, para que cada centro establezca sus metas, objetivos y evalué sus avances, que la educación pueda ser en cualquier modalidad para que sea accesible para todos, independientemente del lugar de residencia o situación económica.

Complementar la docencia con programas de oratoria para docentes y aprendientes, para generar la confianza en los oyentes y poder implicar una mayor y mejor repercusión de las ideas propias en el entorno de trabajo, hacer dinámicas de integración, como actividades grupales que se utilizan para evaluar el nivel de motivación de las personas. Con discursos pedagógicos verbales y no verbales, por el cual podemos describir que el lenguaje verbal debe ser expresado con libertad, claridad y seguridad, el no verbal debe estar dotado de los símbolos necesarios para expresar un mensaje.

De La Torre, S. (1984) Nos dice que el acto didáctico es un proceso comunicativo, en el que los mensajes no verbales comunican sensaciones, pensamientos y sentimientos, de acuerdo con las experiencias, significados y símbolos que construye a lo largo de su vida, creando un ambiente de aprendizaje favorable en el aula, además reduce la distancia física, así como psicológica, entre docentes con sus aprendientes, crea un clima de confianza, respeto mutuo, y facilita la asimilación de contenidos.

Por tanto, los docentes deben ser valorados para que cumplan y asuman la responsabilidad de prepararse y actualizarse, teniendo una formación continua y volver a sentir una absoluta pasión por la educación y verlo como una fuente de crecimiento cultural y económico que transmitan eficazmente a sus estudiantes.

CONCLUSIONES

Con base a las investigaciones que se han realizado para entender que la educación superior asuma la responsabilidad a la producción de futuros profesionales investigadores   con formación de habilidades académicas elementales, según Villaseñor (1997,p.9): “Es la función primordial de la educación superior la formación de  recursos humanos, la generación de nuevos conocimientos, y la conformación de nuevos valores sociales qué hagan posible la incorporación y difusión deliberada de progreso, así como el impulso a una producción competitiva y socialmente sustentable. Así es un requisito indispensable que los docentes continúen actualizándose y hacer de su praxis una labor innovadora”.

Por otra parte, observando los procesos didácticos desde su interior, podemos advertir que los aprendientes en modalidad presencial y en línea son diferentes, (Johnson et al., 2000) así como también los docentes que lo imparten, se debe considerar líneas de acción continua para capacitarlos en las tecnologías de la información, comunicación y didáctica, para proporcionar herramientas de los diferentes usos de las formas de enseñanza.

Para finalizar, se han superado los retos, los aprendientes y docentes investigan las estrategias que les permita resolver los problemas que se les van presentando día a día, es en suma es primordial replantearse el proceso formativo que la educación superior exige hoy más que nunca, en los tiempos de pandemia y posterior a ella, la educación debe asumir la responsabilidad de un aprendizaje completo, la mayoría de las instituciones deben comprometerse con la educación y capacitación de los docentes y personal administrativos, para formar lideres con calidad humana.

Por: Mtra. Sonia Patricia Figueroa Martínez

Artículo en Convenio con la Universidad Hispana Campus Huauchinango

Referencias

 

Tags: 
Calidad UO

Contácto

Dirección: 21 Oriente 1816 Col. Azcarate Puebla, Pue. C.P. 72501

Teléfonos: 222 2111698 y 222 2111698

Colegio Sn. Ángel